Pages Navigation Menu

periodismo de calidad en internet

El juego, un fenómeno social en España

En España, el juego es una de las industrias del ocio más potentes a nivel económico. Cada vez se amplía más el rango de edad y la cantidad de juego, tanto online como presencial. La creciente popularidad de los casinos online parece marcar la mayor tendencia, los españoles cada vez jugamos más en Internet. Apuestas, Ruleta, Poker, Bingo,… la realización de estas actividades online ha crecido notablemente en el último año. Pero… ¿Por qué se juega cada vez más? ¿Cómo repercute el juego online al tradicional? ¿Cuánto dinero mueve este sector? ¿Cómo afectó la crisis a esta gran industria? ¿Qué hacen los usuarios cuando juegan online? Y lo más importante… ¿Qué problemas puede acarrear esta gran tendencia?

cartas

El sector del juego

El sector del juego vive una etapa de esplendor en nuestro país, es una de las actividades de ocio que más ha crecido en 2016, el juego online o las apuestas deportivas han proliferado mucho, siendo el cuarto país con mayor mercado de juego en Europa, superado por el Reino Unido, Alemania y Francia.

En comparación con otros países, la presencia y éxito del juego con apuestas no era demasiado relevante antes del boom del poker. Pero a día de hoy, España se ha convertido en un referente en este tipo de mercado, teniendo como resultado que los españoles apuestan un mayor porcentaje de sus ingresos anuales que el resto de europeos. En España, casi 400.000 personas juegan online habitualmente, y este sector mueve actualmente unos 30.000 millones de euros, lo que supone alrededor del 3% del PIB nacional.

Repercusión del universo digital en la industria tradicional

Cabe destacar que la tecnología ha supuesto un gran avance en el negocio del juego y es uno de los grandes factores para que este sector esté en crecimiento, ya que aunque, tras la crisis, el juego ha crecido tanto mediante el modelo tradicional como el online, este último ha sido el causante de la mayor transformación del sector.

Debido a la crisis, Jonás Ortega, gran experto en este sector, cuenta que “el juego se vio afectado porque es un sector de ocio, y en lo primero que la gente recorta es precisamente en eso, en ocio. Ha habido una reducción de la facturación de un 30%. Se ha producido en todos los sectores menos en el de los salones recreativos, que es en el que están las apuestas deportivas. Es el único que no se ha visto afectado y que además, ha crecido”.

1456154984_Fotolia_85812931_Subscription_Monthly_M

El juego online

El juego online también ha crecido pero hay un factor a tener en cuenta y es que “viene desde la alegalidad, porque estaba haciendo competencia desleal al juego tradicional en España, porque venían empresas extranjeras y no tenían ninguna ley que prohibiera que los usuarios jugaran cuando todavía no estaba regulado. Esto ha generado unas diferencias tremendas entre las empresas de juego tradicional que pagaban bastantes impuestos frente a estos, que no pagaban nada porque no estaba regulado hasta 2013″, añade Ortega.

El sector del juego en la actualidad ha multiplicado sus ingresos, factura a nivel global unos 30.000.000.000 de euros. “El juego online, hasta antes de la regulación, facturaba unos 2.000.000.000. Desde que ya funcionan con licencias, la operación se incrementaba mucho ha pasado hasta los 10.000.000.000 de euros en cuatro años. El juego online ya factura un tercio de todo el juego global. Es evidente que la convergencia se produce y es probable, que el online acabe superando al juego presencial. Luego, hay un modelo mixto donde en un sitio presencial hay una máquina a través de la que se pueda jugar online. Cuando ya esté todo legalizado, hay un punto donde la convergencia se va a producir. Dentro de años, no se diferenciará entre juego online o tradicional, será juego y punto“.

 

Las apuestas deportivas, mercado emergente y con éxito entre los jóvenes

Dentro del juego, las apuestas deportivas están incidiendo con mucha fuerza en nuestro país. Los salones dedicados a este tipo de juego cada día son más populares, lo que sumado a la cantidad de webs que existen para este mismo propósito, las han colocado como una de las variantes más populares para jugar. El crecimiento entre 2012 y 2015 fue de un 41% y para el periodo entre 2016 y 2019, se espera que crezca un 10% más.

Según el informe Online Gambler Outlook, el público objetivo de estas empresas y de este tipo de producto es el de hombre joven entre 18-35 años que está al tanto de la actualidad deportiva, trabajador y con unas ganancias anuales entre 20.000 y 35.000 euros. La audiencia potencial, principalmente, de la gran mayoría de partidos de fútbol que se emiten en nuestro país.

El fútbol es el principal nicho de mercado de estos negocios. Es habitual ver a clubes lucir publicidad de casas de apuestas siendo el caso más extremo, el Stoke City inglés, que pertenece al mismo propietario de bet365. El club, ahora mismo, luce a bet365 como patrocinador principal en su camiseta y ha llegado hasta ser el nombre que preside su estadio. Pero no es el estadio el que le da la gran parte de la repercusión a su publicidad, si no las retransmisiones de los partidos. Los anuncios de casas de apuestas son los más habituales en estas emisiones. Por ejemplo, desde que empezó la retransmisión de la vuelta de octavos de final de la Copa del Rey entre FC Barcelona y Athletic, se emitieron tres anuncios de tres casas de apuestas distintas en menos de 10 minutos de corte publicitario en Bein Sports. Por si fuera poco, en el descanso, uno de los periodistas más reconocibles de la cadena repasaba todas las cuotas en directo del partido de la casa de apuestas que patrocina el canal.

descarga (2)

Estadio del Stoke City patrocinado por la casa de apuestas bet365

La facilidad para acceder a este tipo de apuestas es uno de los grandes motivos para que la gente juegue. En unos diez minutos, puedes estar registrado en cualquier casa de apuestas online, además, con un jugoso bono de bienvenida, una de las grandes bazas de su promoción. Con 100 o más euros en este bolsillo virtual, se abre un abanico inmenso de posibilidades para empezar a jugar con tu dinero. En un solo partido de fútbol, se puede apostar a ganador, resultado al final, al descanso, quien gana al descanso y al final del encuentro, líneas de hándicap asiático, a quién marcará, cuando llegarán los goles, número de tarjetas, expulsiones, etc. Quizá el ejemplo más radical que se puede encontrar se dio en el pasado derbi de Manchester, donde en varias casas de apuestas se podía apostar a si Jose Mourinho y Pep Guardiola se saludarían antes del encuentro. Los que apostaron a que si, se hicieron un poco más ricos debido a la decisión de dos tipos dentro de su relación personal.

list_640px

Principales casas de apuestas deportivas online en España

Dentro del sector, encontramos las explicaciones a este boom de las apuestas deportivas. Los patrocinios dentro del deporte ayudan pero Jonás Ortega, uno de los hombres más respetados dentro del sector del juego español, aporta más luz sobre el tema. “Las apuestas deportivas han tenido tanta proliferación por varios motivos, el principal porque gusta mucho. Por comparar, en Inglaterra, las apuestas deportivas llevan 70 años. En España, el juego solo 40 años, con lo cual solo las apuestas deportivas llevaban casi el doble de tiempo funcionando allí. Aquí se han empezado a regular las apuestas deportivas desde hace 10 años y es cuando se empieza a conocer este tipo de juego. Ahora, está gustando mucho sobre todo a los jóvenes.” añade. Como gran conocedor del sector, además, explica que es una tendencia que irá al alza dado aciertos cambios en la regulación que facilitarán la inclusión de estas máquinas en hostelería, salones de juego y casinos, en este caso, en la CC.AA de Andalucía, “la más grande de España y en la que más se juega” dice Ortega. Según datosque el mismo nos aporta, esta CC.AA. tiene un cuarto de los salones de juego de nuestro país. Una regulación más aperturista y la buena recepción del público está gustando dentro de la industria. “Cualquier empresario que tenga un casino, un salón de juego, un bar donde esté permitido, está introduciendo las apuestas deportivas.” subraya Jonás.

La opinión de Jonás coincide con la de los jóvenes. Las apuestas deportivas no exigen una gran cantidad de dinero de entrada (según la casa, apenas 20 céntimos o un euro) y el premio puede ser suculento siempre, claro está, que haya algo de suerte. Con 2 euros, se pueden llegar a conseguir 20 con cierta facilidad si se sigue al día la información deportiva y no hay ‘sorpresas’. Así nos lo reconocen varios jóvenes. “Apostando poco puedes ganar mucho. Conozco gente que apostando 1 euro o 20 céntimos se han llevado 20 euros o más.” dice uno de ellos. “Y eso a la gente le gusta, le hace “cling cling” en los ojos.” añade Sergio, de 21 años, y que usa estos locales “de vez, en cuando”.

Esa sensación de dinero fácil, dicen es precisamente la que puede llevar a que “la gente se enganche”. Sobre esto, María Núñez, crupier del Casino Gran Madrid, lo tiene claro. “Todo depende de como te lo tomes y tu actitud” afirma.

En la calle, dejan caer que hay cierto descontrol dentro de los salones de juego con el tema del acceso a menores.  “Yo, menor, entraba en algunos locales a apostar donde no me pedían el DNI ni nada. Me parece muy fácil.” reconoce Sergio. Desde el sector, añaden que el número de menores que juegan no es tanto como pueda parecer. “Eso no quiere decir que haya una cantidad desmesurada de menores jugando, ni mucho menos. Muchas veces salta la alarma pero el porcentaje, es muy bajo.”

Peligros y síntomas

Igual que un consumo moderado de alcohol no hace a uno alcohólico, la práctica de esta actividad no hace a la mayoría de sus usuarios adictos, pero sí se enfrentan a un riesgo que, si se ejerce sin control, puede derivar en dependencia. Además, con las nuevas tecnologías, la presencia de las apuestas online se masifica. Cada vez es más fácil caer en el juego. Ante esto, la crupier nos dice “sé que el mundo de los casinos tiene sus peligros pero creo que se puede llevar con cabeza.”

Pero, ¿conocemos realmente cuáles son estos peligros? Los primeros y más notorios síntomas de que una persona ha desarrollado adicción al juego son las dificultades financieras que se derivan de dicha adicción, las cuales se exteriorizan en sus comportamientos. Ver el apostar como una oportunidad real de crear dinero fácil, aumentan las deudas e incluso se pueden llegar a cometer actos ilegales para financiar el juego. Además, los usuarios adictos, llegan a jugar solos y apuestan más de lo que tienen planeado, mienten y ponen en peligro relaciones sociales, sentimentales o trabajo, disminuyendo la productividad en esto último. Se producen descuidos en las necesidades familiares y esta dependencia puede derivar en otro tipo de adicciones como drogas o alcohol. A veces, incluso puede producirse en los usuarios pensamientos suicidas derivados de dicha adicción.

Así pues, nos preguntamos qué puede facilitar la aparición de esta dependencia. “Al principio, es un poco más tenso pero luego, todo el mundo se relaja y hasta hay cachondeo. A mí me gusta mucho porque nos conocemos todos. Es un ambiente muy familiar, hasta cariñoso”, nos responde la crupier cuando le preguntamos cómo es el ambiente en los torneos. Pero la reciente influencia de los juegos online puede significar una ventaja para aquellas personas que decidan hacer sus apuestas de forma anónima y sin la necesidad de acudir a un casino, incluyendo a menores de edad, lo que puede ser un ingrediente más que desarrolle esta dependencia.

El juego online, por tanto, se está convirtiendo en un claro competidor de los tradicionales casinos, como nos cuenta María Nuñez, “los torneos en vivo tienen un problema, que son los impuestos. A partir de cierto premio, te retienen hasta un 30%. La opción online, te deja jugar multimesa. Los jugadores online están a la vez en diez partidas y van cambiando de mesa, con lo que no tienen tiempo para aburrirse. Sinceramente, creo que está ganando terreno al poker en vivo.” Además, nos cuenta que la afluencia de edad que recibe en su trabajo no tiene un intervalo definido, “hay chavales de 18 años y señores de 70 años que llevan jugando toda su vida. La variedad es increíble aunque hay que decir que hay muy pocas mujeres”, aclara.

“Mi opinión ha cambiado mucho desde que tengo este trabajo. Lo veía como algo feo u oscuro. Apostar dinero… Realmente, ahora es un mundo más. Ahora es mi mundo.” nos cuenta María Núñez. La crupier que trabaja en el Casino de Madrid asegura que no lo ve como algo peligroso, “a no ser que tu personalidad te lleve a ello”, concluye.

Be Sociable, Share!

3 Comments

  1. Reportaje muy bueno e interesante

  2. Muy buen artículo, muy completo.
    Enhorabuena.

  3. Reportaje Muy interesnte

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *