Pages Navigation Menu

periodismo de calidad en internet

La peor sequía de los últimos 20 años

La falta de lluvias en España está afectando a cada vez más territorios. Algunos pueblos como Menasalbas (Toledo), están sufriendo las consecuencias de la sequía, lo que ha llevado a restricciones y cortes de agua para el consumo animal y humano. Por ahora, esta población y otras afectadas, disponen de la mitad de la capacidad del pantano que abastece Toledo capital, cesión con la que la Mancomunidad del Torcón podrá disponer de agua unos pocos meses. Los propios vecinos y trabajadores de pueblos que se abastecen del embalse del Torcón cuentan cómo están viviendo esta situación, al mismo tiempo que relatan su preocupación por las duras consecuencias de que la situación no cambie.

Consecuencias de la falta de lluvias

El embalse del Torcón afectado por la sequía./ABC

Según informan datos recientes de Aemet, en el pasado mes de octubre llovió un 83% por debajo de la media. Estas cifras no hacen más que agravar la desfavorable situación en la que se encuentran numerosos territorios de nuestro país.

Los expertos meteorólogos prevén que será necesario prolongar un mes más la alerta por sequía ya que,  según parece, continuará hasta el mes de febrero. La falta de precipitaciones, sumado a los graves incendios que han azotado la Península en este último año, han dado como consecuencia una desertificación del territorio. Las comunidades más afectadas por la sequía son Castilla-La Mancha y Castilla y León, con unas cifras muy inferiores de producción a las de la pasada campaña.

«Las causas de esta sequía no solo se deben a la falta de lluvias», afirma Santiago Martín Barajas, uno de los portavoces de Ecologistas en Acción. «El principal problema son las altas temperaturas», asegura. Dadas estas altas temperaturas, el agua se evapora antes, las plantas consumen más agua. «Con el mismo nivel de lluvias el agua disponible es menor».

Este año ha sido un 13% más seco que la media. Para entender esta situación tenemos que remontarnos a la sequía de 1995, que presentó ya unas cifras  similares en cuanto a reservas hídricas. Los pantanos de España cada vez tienen menos agua.

Según detalla el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente los datos revelan que el año 2016/2017 ha sido más seco que el 2015/2016 con diferencia.

Consecuencias de la falta de lluvias

Mapa de seguimiento de los indicadores de estado de sequía 2016-2017./Mapama

Consecuencias de la falta de lluvias

Mapa de seguimiento de los indicadores de estado de sequía 2015-2016./Mapama

Los Montes de Toledo pasan por su peor momento

El embalse del Torcón es el más importante de la zona centro y es que es el que abastece de agua potable a las poblaciones de Cuerva, Gálvez, Noez, Casabuenas, Pulgar, San Pablo de los Montes, San Martín de Montalbán, Totanés, Ventas con Peña Aguilera y Menasalbas.

Actualmente el Torcón almacena casi 1 hectómetro cúbico de agua, es decir, un 15% de su capacidad, cifra que el año pasado alcanzaba el 70%. Ese 15% supone que hay agua para unos dos meses. Las localidades que lo rodean se han visto afectadas por la sequía y se ha tenido que limitar el uso de agua potable.

Además, desde el pasado 14 de Agosto, la Mancomunidad del Torcón prohibió el uso de agua potable en explotaciones ganaderas y agrícolas. Una restricción que no se tomaba desde hace 5 años.

Los agricultores y ganaderos, los grandes afectados

Uno de los usos fundamentales del agua  de los pantanos en España es para el sector agrario. Los trabajadores del campo están viendo como muchas de sus cosechas se echan a perder ante la falta de lluvias. No disponen de suficiente agua  para cuidar sus cultivos, y este es un mal que revierte en toda la comunidad.

A finales del pasado mes de septiembre, el sector agrario cifró en 2.500 millones de euros el recorte de producción (a precio de mercado) derivado de la sequía y las heladas, según ha informado Vidal Maté, periodista especializado en el sector agrícola y ganadero.

Es el caso de la localidad de Menasalbas, situada a unos 37 kilómetros al sur de Toledo, la cual destaca principalmente por su crianza de ganado. Los trabajadores también ven su negocio fuertemente amenazado  por la falta de lluvia. Alrededor de 90.000 cabezas de ganado dependen del agua del embalse del Torcón, por lo que muchos de los ganaderos están teniendo grandes pérdidas y problemas para continuar con su negocio.

Menasalbas, Toledo.

Entrada al pueblo de Menasalbas./Grupo 1, Variación XXI

En Variación XXI hemos querido constatar que la sequía es un problema que nos afecta a todos. Empezando por el sector ganadero, Anselmo Vaquero, un ganadero de la zona afectado por la situación, nos ha contado su situación de primera mano. «Las restricciones empezaron a aplicarse en agosto, desde entonces la ausencia de agua ha afectado mayormente a la situación económica» declaraba el ganadero, quien además,  se ha visto obligado a ampliar  su plantilla de trabajo y la maquinaria.

Vaquero contaba que en los precios para la alimentación del ganado de momento no ha habido variaciones, ya que la cosecha es del año anterior, cuando no había una situación tan extrema de sequía. Pero en la del próximo año si se notarán las consecuencias encareciendo los precios.

Otro afectado por la situación es Juan Luis Manrique, ganadero porcino de la población de Gálvez. Él mismo declaraba que no se encuentra en una situación tan extrema, ya que en la localidad donde se encuentra su explotación cuentan con pozos, de los que se abastecen. «Si la situación no mejora, tendremos que traer el agua de otros sitios y eso repercutirá económicamente», afirmaba Manrique. Y es que, a pesar de que el problema más importante radica en la falta de agua para abastecerse, no hay que olvidar los gastos de transporte del agua que derivarían de esa falta de agua potable. Gastos que, en algunas poblaciones de la Mancomunidad ya se están dando.  «Soluciones no hay muchas, o reduces el censo de animales o pides al cielo que llueva», afirmaba el ganadero porcino.

Tras las restricciones tomadas en el sector de la ganadería y agricultura, la permanente situación de escasez ha seguido limitando el consumo de agua potable. Por ello, desde el pasado 6 de Noviembre también se produjeron restricciones a los vecinos de 10 pueblos que se abastecen del embalse del Torcón. Actualmente, 15 mil vecinos viven con 200 litros de agua al día. Según explican los vecinos, esto ha traído consecuencias en su vida diaria, desde el uso de electrodomésticos, o el agua para ducharse.

«Esperemos y deseemos que en este tiempo llueva para poder levantar las restricciones», eran las palabras de Víctor Cerezo López, Presidente de la Mancomunidad del Torcón. Ante la posibilidad de que este problema no se solucione o mejore de aquí a Marzo, el presidente de la Mancomunidad declaró que la solución más apropiada sería traer el agua de picadas, ya que de los embalses no sería posible obtener agua.

Los vecinos de la localidad también sufren la falta de agua

Otros grandes protagonistas de esta situación son los propios vecinos de las localidades, que ven cómo día a día las reservas de agua se agotan. En algunas localidades, como Menasalbas, se están produciendo cortes, dejando a los habitantes sin este bien tan preciado durante varias horas al día.

Algunas personas no ven bien esta medida ya que consideran que almacenar agua para las horas en las que se producen los cortes provoca, al final, que se acabe malgastando o tirando por no haberse utilizado. Denuncian la situación alegando que las medidas se deberían  haber tomado antes y que no tenían que haberse realizado tantos trasvases cuando los pantanos estaban a bajo nivel.

Toledo ayuda a sus municipios

Por otro lado, recientemente la Mancomunidad del Torcón ha informado que si la situación no mejora la parte del pantano perteneciente a Toledo capital (algo más de medio hectómetro cúbico), servirá para abastecer provisionalmente a estos municipios. Una cesión altruista por parte del Ayuntamiento de la ciudad, con la que se podrá solventar el problema a corto plazo y que permitirá a la Mancomunidad sobrevivir dos meses más, quedándose en reserva el próximo mes de marzo si no llueve hasta entonces.

El futuro, sin recursos hídricos, se presenta complicado

Con las presas de todo el país por debajo de un 60% de su capacidad, de media, y las medidas que se han adoptado para el control y la regulación de los recursos hídricos para su uso agrícola,  los agricultores se plantean ahora la inversión en la próxima campaña.

Esta sequía, unida a la de años anteriores como las de 2012 o 2005, ha traído consecuencias negativas para la economía, a pesar de que esta reincidente situación de alarma no ha hecho más que comenzar. Lo extraordinario de la situación en la mayoría de los embalses hace temer que las condiciones impidan el desarrollo de una campaña normal.

El pronóstico de Aemet, no es nada alentador, las lluvias de otoño no permitirán suplir la escasez acumulada en casi toda España. De momento, la precipitación media en España el pasado septiembre fue de 15 litros por metro cuadrado, lo que supone el 33% de la media de este mes, que es de 45 litros.

Según Agroseguro, el sistema español de seguros agrarios, los 53.000 siniestros declarados supondrán en 2017 unos 208 millones de euros en indemnizaciones para cultivos de cereales de invierno y leguminosas.

El incremento del nivel de los embalses requiere ingentes cantidades de lluvia y nieve. Tanto las aguas de superficie como los acuíferos se regeneran una vez que los terrenos vuelven a empaparse. Cuando el suelo recupera humedad y las aguas subterráneas vuelven al nivel óptimo, las aportaciones de lluvia vuelven a elevar el nivel de los embalses.

Variación XXI ha tenido la oportunidad de visitar algunas de las zonas que más están sufriendo esta dura sequía. Las poblaciones de Toledo, protagonistas de este reportaje, ya está sufriendo las consecuencias. Restricciones de agua en algunas zonas o cortes de la misma en otras que conllevan cambios en los hábitos del hogar y ponen en peligro la supervivencia de ciertos negocios ganaderos y agrícolas.

Con las palabras de una vecina de la zona, finaliza un reportaje que, sin duda, seguirá dando mucho que escribir y hablar: «La gente no es consciente del problema tan grande que tenemos».

 

Be Sociable, Share!

5 Comments

  1. Muy informativo y muy bien explicado sobre todo para los vecinos que estamos en esta zona y lo sabemos bien

  2. Debemos concienciarnos de la difícil situación ante la que nos encontramos. Un artículo muy bien redactado. Enhorabuena.

  3. Terrible.

  4. Un artículo, muy aclarativo de la gravedad de la sequía, es necesario que todos nos concienciemos.
    Enhorabuena

  5. Buen reportaje, muy bien hecho, bien explicado y buen trabajo.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *